¿Qué es IOTA y cómo funciona?

¿Alguna vez escuchaste hablar del “internet de las cosas”? Una nueva forma de economía digital parece estar formándose y es aquí donde aparece IOTA. Entrá al artículo y enterate de qué se trata.

La internet de las cosas (IoT, por sus siglas en inglés) es un sistema de dispositivos de computación interrelacionados, máquinas mecánicas y digitales, objetos, animales o personas que tienen identificadores únicos y la capacidad de transferir datos a través de una red, sin requerir de interacciones humano a humano o humano a computadora.

Origen de IOTA:

El nacimiento de IOTA nos remonta a 2015, año en el que David Sønstebø y sus compañeros Sergey Ivancheglo, Dominik Scheiner y el Dr. Serguei Popov decidieron crearla. Sin embargo, se dieron cuenta de que primero era necesario crear una red segura en la cual una economía entre máquinas fuese posible, por eso realizaron una ICO (Initial Coin Offering, por sus siglas en inglés) para así recaudar fondos para su ambicioso proyecto y la misma fue todo un éxito.

Finalmente, IOTA fue lanzada el 11 de julio de 2016 bajo la fundación que lleva su mismo nombre. Esta es una organización sin fines de lucro con sede en Alemania, que se convirtió en la primera en su estilo en ser financiada mediante criptomonedas desde esa nación europea.

Los objetivos de la fundación son investigar y asegurar la capa del protocolo fundamental; desarrollar el software listo; educar y promover la tecnología, y estandarizar para asegurar la adopción del Internet de las cosas.

¿Qué es el Tangle?

La clave del proyecto IOTA es el Tangle ledger (Libro mayor de Tangle), una tecnología que en vez de usar cadenas de bloques, como el resto de las criptomonedas, se basa en el algoritmo DAG (Direct Acyclic Graph).Este sistema también es descentralizado pero es más rápido, escalable y permite realizar muchas transacciones de forma simultánea.

Lo que permite Tangle es administrar cualquier cosa que esté conectada a Internet, desde un auto inteligente hasta una red de Wifi. Todo lo que posea un chip ahora podrá ser usado o alquilado por una persona en cualquier parte del mundo y en tiempo real.

En el fondo, esta nueva tecnología quiere que la gente pueda ganar dinero de una forma segura al permitir que otras personas, de cualquier parte del mundo, accedan a la capacidad de sus dispositivos que están conectados a internet y que no es empleada a plenitud cuando realizan actividades como navegar en la web o revisar correos electrónicos. Es decir, podríamos beneficiarnos por alquilar o prestar el poder de nuestras máquinas mientras las usamos para tareas más sencillas.

¿Es lo mismo IOTA que Bitcoin?

Como mencionamos anteriormente, la principal diferencia entre IOTA y Bitcoin es la presencia del Tangle, que viene a potenciar las funcionalidades que la blockchain ofrece en la red creada por Satoshi Nakamoto. 

Si tenemos que enumerar las diferencias entre ambos sistemas, podríamos decir que:

  • IOTA no solo es empleada como una criptomoneda, sino que se centra sobre todo en un protocolo de interoperabilidad (protocolo de intercambio mutuo y/o comunicación) que resuelve problemas para el internet de las cosas.
  • IOTA está enfocado en la machine economy (comunicación de máquinas, dispositivos o nodos sin una intervención humana), no en el depósito o intercambio de valor de persona a persona propuesto por Bitcoin.
  • En la Blockchain existen bloques que se entrelazan de forma cronológica y lineal. Por lo tanto, cada nuevo bloque se vincula con el bloque inmediatamente anterior y posterior. En cambio, en Tangle (tecnología propia de IOTA) no existen los bloques, las operaciones se entrelazan y validan entre sí, construyendo una relación topológica y no cronológico.
  • La validación de las transacciones en IOTA se puede hacer con cualquier smartphone u ordenador. No se necesitan enormes granjas de minado o tarjetas gráficas de alta gama para estas tareas. Así se desaparece el gasto energético que supone la minería de Bitcoins.

MIOTA, la criptomoneda de IOTA:

El token aliado a IOTA solo cambia su nombre por una letra adicional: MIOTA. Como se trata de una criptomoneda todavía joven, las opciones para conseguirla aún son menores si se comparan con otras monedas de mayor edad. Sin embargo, cada vez se van sumando más alternativas para poder hacernos con algunos tokens.

Por último, actualmente es necesario tener Bitcoins para comprar MIOTA de forma segura. Una de las mejores opciones es comprar Bitcoin en Coinbase(mediante transferencia o tarjeta de crédito) y de allí transferirlos a las dos plataformas que dan soporte a la compra-venta de MIOTA: Binance y Bitfinex. Otra buena opción es CEX.IO, una exchange que también permite comprar BTC con tarjetas Visa o Mastercard en América Latina.